Share on FacebookShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInTweet about this on TwitterEmail this to someone

Cono_de_AbramsHay muchos casos en que la aceptación o rechazo de una entrega de hormigón elaborado depende de una variación de sólo 2 ó 3 cm en la medida del asentamiento hecha con el tronco de Cono de Abrams. Y esta diferencia puede deberse, en muchos casos, a la forma en cómo se ejecutó el método de ensayo. De allí la importancia de hacerlo correctamente.

Las muestras deben extraerse directamente de la canaleta del motohormigonero en el momento de la descarga y nunca del hormigón colocado en los encofrados o descargado en el suelo. Si el ensayo se realiza para determinar la aceptabilidad del hormigón, las muestras deberán tomarse después de haber descargado los primeros y antes de los últimos 250 litros (1/4 m3) del pastón.

Aquí el procedimiento, paso a paso

1º.- Colocar el tronco de Cono sobre una superficie plana, horizontal, firme, no absorbente y ligeramente humedecida. Colocar el tronco de Cono con la base mayor hacia abajo y pisar las aletas inferiores para que quede firmemente sujeto.

2º.- Llenar el tronco de Cono en tres capas: Llénese hasta aproximadamente 1/3 de su volumen y compáctese el hormigón con una varilla lisa de acero de 1,6 cm de diámetro y con ambos extremos semiesféricos. La compactación se hace con 25 golpes de la varilla, con el extremo impactando al hormigón. Los golpes deben repartirse uniformemente en toda la superficie y penetrando la varilla en el espesor de la capa pero sin golpear la base de apoyo. Utilizar siempre una varilla con los extremos redondeados.

3º.- Llénese el tronco de Cono con una segunda capa hasta aproximadamente 2/3 del volumen del mismo y compáctese con otros 25 golpes de la varilla repartiéndolos uniformemente por toda la superficie. Debe atravesarse la capa que se compacta y penetrar ligeramente (2 a 3 cm) en la capa inferior pero sin golpear la base de ésta. Compactar cada capa con 25 golpes.

4º.- Llénese el volumen restante del tronco de Cono agregando un ligero «copete» de hormigón y compáctese esta última capa con otros 25 golpes de la varilla, que debe penetrar ligeramente en la segunda capa.

5º.- Retirar el exceso del hormigón con una llana metálica, de modo que el tronco de Cono quede perfectamente lleno y enrasado. Quitar el hormigón que pueda haber caído alrededor de la base del tronco de Cono.

6º.- Sacar el molde con cuidado, levantándolo verticalmente en un movimiento continuo, sin golpes ni vibraciones y sin movimientos laterales o de torsión que puedan modificar la posición del hormigón.

7º.- Medida del asentamiento: A continuación se coloca el tronco de Cono de Abrams al lado del formado por el hormigón y se mide la diferencia de altura entre ambos. Si la superficie del tronco de Cono de hormigón no queda horizontal, debe medirse en un punto medio de la altura y nunca en el más bajo o en el más alto.